????????

Cómo ser un músico freelance con éxito

Seguramente ya conozcas la palabra “freelance”. Hasta es posible que tú mismo te denomines así: significa algo así como “ser autónomo” pero suena mejor. Lo que parece claro es que se ha vuelto lo más común entre los músicos que terminan sus estudios. Pero en general no nos preparan durante los estudios para desenvolvernos en este escenario. ¿Cómo enfocar entonces tu actividad profesional una vez has terminado?
 

ser musico freelanceDerechos: Depositphotos

 

Las plazas fijas son cosa del pasado. No sólo en música, sino en muchos de los ámbitos profesionales hoy en día. Quien hoy en día tiene una plaza asegurada, o bien es una excepción o bien la consiguió hace unos años. Las plazas en orquestas profesionales también están muy cotizadas y solamente unos pocos pueden acceder a ellas. Lo normal es por tanto combinar distintos trabajos: academias de música, colegios, clases particulares, bolos, orquestas, ensembles, interinidades, etc.

 

El futuro que nos espera: la “Portfolio Career”

 

Esta situación se da desde hace ya una o dos décadas en países como Inglaterra o Alemania, donde la llamada Portfolio Career, es lo más común. Esto es la combinación de distintas actividades autogestionando tú mismo tu carrera profesional. Ante la escasez de empleos a tiempo completo se ha vuelto lo más común.

 

Para que te hagas una idea de cómo ha cambiado la situación en estos países, si en los años 70 los músicos profesionales que tenían un empleo a tiempo completo representaban el 70% y los “freelance” el 30%, esto se ha invertido en los últimos años.y es una tendencia que no tiene pinta de cambiar. A continuación te muestro un gráfico de la Royal Academy of Music que hizo un pequeño estudio con antiguos alumnos:

carrera de alumnos de la royal academy

 Fuente: http://www.zukunftskonferenz-musikhochschulen-bw.de/

En Alemania por su parte, el número de músicos freelance no ha hecho más que aumentar. Aquí lo puedes ver:

 numero musicos freelance alemaniaFuente: http://www.miz.org/intern/uploads/statistik53.pdf

En España no tenemos gráficos ni estudios al respecto, pero tiene toda la pinta de que seguimos la misma tendencia, aunque haya llegado más tarde. Nosotros durante los años 90 y 2000 disfrutamos de la creación de multitud de escuelas de música, conservatorios y orquestas que necesitaban empleos a tiempo completo. Desde hace unos pocos años ya no es el caso, por lo que ser músico “freelance” va a ser lo más normal para cualquier titulado a partir de ahora, como sucede en otros países. Así lo apunta también Joan Albert Serrá en este artículo publicado en Scherzo.

 

¿Qué necesitas para desenvolverte como “freelance”?

 

Lo primero es entender la realidad tal y como es, para poder aprovechar sus ventajas. Tenemos la tendencia a pensar que volveremos al año 2000 y todo será “como antes”. Quizás pensaste que al terminar podrías hacer una oposición o tener una plaza en una orquesta y no preocuparte más. Claro que es más cómodo pensar en un empleo a tiempo completo, pero hay que ver también los beneficios de poder organizarte tú mismo tu propia carrera profesional. No estamos aquí por tanto para discutir si es mejor ser funcionario o no 😀

 

Lo segundo sería hacer una reflexión de las propias capacidades y recursos, para saber qué se te da mejor, qué te gusta hacer:

 

  • ¿Te gusta tocar? Si es así, tendrás que ver de qué forma ampliar tus posibilidades para poder tener más conciertos. Si con la actividad que tienes ahora mismo por cuenta ajena no es suficiente puedes crear tú tu propio proyecto. Para ello estaría bien que empezaras a aprender de temas como marketing o management musical. Actualmente el mercado musical está muy saturado del mismo tipo de oferta, por lo que lo ideal es que crees tu propio mercado, con una apuesta original.

 

  • ¿Te gusta componer o hacer arreglos? El público está acostumbrado a los departamentos estancos: jazz, música clásica, música antigua, flamenco, música contemporánea, rock, pop, etc. Salirse o mezclar estas categorías puede darle mucha frescura a la música que haces. Tenemos infinidad de ejemplos en los últimos años de músicos mezclando estilos y rompiendo barreras, algunos de ellos con mucho éxito.

 

  • ¿Te gusta enseñar? Puedes dedicar parte de tu tiempo a dar clases, sea en centros privados, escuelas, colegios o dando clases particulares. Especialmente si das clases particulares, es interesante que desarrolles un concepto claro de lo que ofreces, para que a la hora de publicitar tus clases, tus alumnos puedan saber bien lo que se van a encontrar.

 

Lo ideal es que combines distintas actividades, pues de esta forma podrás ser más versátil y tener más fuentes de ingresos.

5 consejos que te pueden ayudar

 

Además de lo anterior, hay varias cosas que te pueden ayudar en el día a día como “freelance”:

  • Organízate bien y sé disciplinado: cuando las cosas dependen de ti y no tienes objetivos concretos, horarios definidos, etc, es muy fácil caer en la anarquía. Hoy en día vivimos en el mundo de las distracciones. Es recomendable trazarse un plan y tener unos objetivos definidos.
  • Aprende sobre marketing y management. Si vas a montar un proyecto propio, tendrás que saber cómo gestionarlo y cuál es la mejor manera de conseguir conciertos. Estaría bien que hicieras un pequeño “estudio de mercado” sabiendo qué vas a ofrecer y pudiendo responder a la pregunta de por qué deberían contratarte a ti. Después no está de más aprender cómo funciona el proceso de facturar, cuotas de autónomos, etc
  • Sigue aprendiendo de otros campos. Además del punto anterior, nuevos conocimientos sobre tu instrumento, otros estilos, otras disciplinas, idiomas, nuevas tecnologías, siempre serán bienvenidos y te aportarán más valor añadido como profesional.
  • Sé creativo y arriesga. Si nos hacemos llamar artistas, tendremos que demostrarlo saliendo de nuestra zona de confort y probando cosas nuevas.
  • Diferénciate. Haz cosas distintas, no hagas lo que todo el mundo. Ejemplos: experimenta con nuevos formatos de concierto, organiza conciertos didácticos en sitios donde nadie haya ido, presenta tus conciertos, haz unos flyers y una publicidad atractiva para tus clases que nadie tenga, etc, etc.

 

 

Un caso de éxito: Daviz Muñoz con la tuba

 

Por último me gustaría hablarte del caso de David Muñoz. Si bien David no es un músico “freelance” resume muy bien lo que se puede conseguir cuando de forma proactiva trabajas para cambiar el estado de las cosas a tu alrededor.

Cuando empezó a dar clases en el conservatorio de Gijón en 2007 , David tenía solamente cinco alumnos de tuba. Podía haber pensado que esto era lo normal, que la tuba es un instrumento menos atractivo que otros, más raro y desconocido, etc. Sin embargo, inició todo un trabajo de difusión de la tuba como instrumento, yendo a colegios a presentarlo, realizando conciertos didácticos, creando un ensemble de tubas en 2008 y mediante el blog sobre la tuba difundiéndolo también a través de las nuevas tecnologías. Resultado: ahora tiene 19 alumnos.

 

Creo que es un buen ejemplo de lo que se puede conseguir cuando haces lo que te gusta y trabajas de forma proactiva. Aquí puedes ver a David hablando de su historia en una charla TEDx de Gijón.
 

 

Espero que te haya servido como motivación.

 

###

Y tú, ¿eres músico freelance? ¿qué distintas actividades realizas como parte de tu profesión?

Si conoces a otros músicos freelance a los que pueda serles útil, ¡compártelo!
 

Mario Nieto

Soy pianista y musicólogo, coautor y cofundador de Emusicarte. Escribo sobre temas de actualidad musical, intentando dar pie al debate y la reflexión.

Deja una respuesta

*

3 comments

  1. Roser cello

    Gracias por el post, leer bien estructuradas cosas que llevo un tiempo pensando es un alivio!!

    • Gracias Roser.

      Esa es la intención: ayudar a entender la realidad lo mejor posible para poder enfrentarse a ella en las mejores condiciones.

      Un saludo!

Next ArticleFestival de música contemporánea Darmstadt 2014